Marjariasana o Postura del Gato

Marjariasana o Postura del Gato

En este artículo encontrarás una explicación paso a paso de la postura yóguica llamada Marjariasana o Postura del Gato, todos sus beneficios y algunas contraindicaciones que deberías tener en cuenta.

Tu relación con la comida habla de ti - Sumati

Técnica

Apoyados sobre rodillas y manos, colocamos las manos debajo de los hombros, y las rodillas debajo de las caderas.

Inspiramos mientras arqueamos la columna, rotamos isquiones, subimos coxis hacia arriba, abrimos el pecho, miramos hacia arriba y flexionamos ligeramente los codos.

Al espirar metemos el coxis hacia dentro y llevamos la barbilla al pecho. Elevamos la pared abdominal hacia la columna. Realizamos entre tres y cinco veces.

Cuando realizo esta postura me gusta llevar la atención al movimiento de la columna vertebral y a la zona del suelo pélvico. Al inspirar relajo y al espirar activo Moolabandha (ver Bandhas).

Tu relación con la comida habla de ti - Sumati

Beneficios

Fortalece el core (del que hablábamos al principio del tercer capítulo del libro Tu relación con la comida habla de ti), el suelo pélvico y la columna.

Tu relación con la comida habla de ti - Sumati

Contraindicaciones

No hacer esta postura si se produce cualquier molestia al practicarla.

Tu relación con la comida habla de ti - Sumati

Tu relación con la comida habla de ti

En tu lectura del libro Tu relación con la comida habla de ti descubrirás que el proceso de comer es para construir, crear nuestro pH en sangre, el cual nos producirá salud o enfermedad, desequilibrio en nuestros órganos y sistemas o paz y armonía en nuestro interior. Sumati, paulatinamente, desarrolla los temas de cada capítulo de forma lógica, coherente, llena de sentido común, fácil de entender y con paso seguro para que el lector pueda ir absorbiendo e implementando el aprendizaje de forma amena.

Marjariasana o Postura del Gato

Dejar un comentario

Bhujangasana o Postura de la Cobra - Tu relación con la comida habla de ti - Sumati